Muchos me habéis preguntado cuál es el proceso para publicar en Amazon Kindle. Es mucho más sencillo de lo que parece. Siguiendo estos pasos, tu libro estará disponible en la tienda de Kindle en pocas horas:

1. Ve a la página de KDP (Kindle Direct Publishing) y regístrate o inicia sesión desde tu cuenta de Amazon.

2. Haz click sobre «Adhiera un nuevo título».

3. Rellena el formulario:

Ingrese los detalles del libro

Se deberá indicar el título del libro, si pertenece a una serie, el número de edición, editor, descripción del libro y colaboradores (por ejemplo, traductor o ilustrador). También se deberá indicar el idioma del libro y el ISBN (opcional, Amazon asigna un ASIN para la comercialización del ebook).

Verifique sus derechos de publicación

Se deberá indicar si es una obra de dominio público (por ejemplo, un clásico) o tienes los derechos sobre la obra (si eres el autor, los tienes).

Dirija su libro a clientes

Se deberá indicar las categorías del libro. Amazon permite seleccionar un máximo de dos. También se podrán incluir hasta 7 palabras clave de búsqueda, que ayudarán a posicionar la novela.

Suba la portada de su libro

¡Nunca, nunca uses el «marcador de posición»! (Es la portada que ellos generan automáticamente). La portada es algo para tomarse muy en serio, es la fachada de tu novela.

Suba el archivo de su libro

Deberás subir el archivo de tu libro (no se recomienda el PDF porque no lo procesa bien, yo usé .htm) e indicar si quieres DRM o no. Esto es muy importante porque no lo podrás cambiar después. El resto de apartados se pueden cambiar incluso cuando ya se ha publicado el libro, pero no el DRM. ¿Qué es el DRM? Es un mecanismo de seguridad antipiratería, pero yo no lo recomiendo porque limita el uso de tu libro a un sólo dispositivo, estás pensando que te van a robar las personas que han comprado tu libro y, además, deberás fijar un precio más caro. EL DRM está pensado para autores best-seller (Ken Follet, por ejemplo) que tienen precios elevados en sus ebooks, con un gran riesgo de piratería. ¿Quieres que nadie copie tu novela? (¿Quién quiere que le ocurra eso?). Haz una alerta de Google para tu novela y sabrás si alguien la pirateó.

4. Espera que KDP procese tu archivo. Después, podrás visualizarlo con una herramienta que ponen a tu disposición. Tómate esto muy en serio y revisa que todo esté en orden.

5. Fija los derechos y royalties

Verifique sus territorios de publicación

Selecciona los territorios en los que se puede vender tu libro. En mi caso, seleccioné todos.

Elija sus royalties

Podrás elegir el precio que tendrá tu libro en cada una de las plataformas de Amazon (Amazon.com, Amazon.es, Amazon.co.uk…) y los royalties (lo que ganas con cada libro vendido) que ganarás al fijar ese precio. Puedes elegir entre obtener un 35% de beneficios y un 70%. ¿Quién no elegiría el 70%, verdad?

Para escoger el 70% de royalties hay que reunir una serie de requisitos:

1. No puede ser de dominio público.

2. El precio del libro electrónico debe estar entre 2,60 euros y 9,70 euros (en el caso de España. En Estados Unidos, por ejemplo, es 2,99 dólares el mínimo).

Préstamo de libros Kindle

Permitir prestar ese libro con el servicio de préstamos de Amazon (se marca obligatoriamente si tienes la opción del 70% de royalties).

6. Espera a que se valide todo y aparezca en la web. Para libros que no estén en inglés, puede tardar hasta 48 horas en estar disponible. En mi caso, en apenas seis horas ya estaba disponible.

Cuano tu libro esté en Amazon, correrás el riesgo de ir a la página de ventas cada minuto 😉 Tarda un tiempo en actualizarse, así que, ¡tranquilo!

Y vosotros, ¿cómo fue vuestra experiencia? ¿Alguna duda acerca del proceso?

Actualización: Información sobre el cuestionario de datos fiscales aquí.

Lee GRATIS un extracto de mi poemario